Archivo de la categoría "Familia"

Evitemos el ahogamiento en el hogar

31 de julio, 2013 por Catalina

Todos nos preocupamos de que nuestros hogares sean seguros para nuestros pequeños. La principal causa de fallecimientos de los niños entre 1 a 4 años es el ahogamiento. La gran mayoría son menores de dos años. Y más de 9 de cada 10 son accidentes que ocurren en el hogar.

En otra entrada hablamos de los peligros de las piscinas y de los cuidados que hay que tener en la bañera. Pero los pequeños se pueden ahogar en pocos centímetros de agua. Por esto es tan importante que estemos conscientes de los riesgos en el hogar y tomemos medidas para protegerlos.

• Nunca deje al niño solo cerca de una bañera o tina, lavamanos o pileta llena de agua.
• Nunca deje solo un balde (o caneca) con agua. Los baldes tienen bordes altos y son muy estables. Esto hace que sea imposible que el niño logre sacar la cabeza.
• Después de usar un balde o un recipiente, vacíelo y colóquelo en un lugar donde su pequeño no pueda alcanzarlo.
• No deje baldes en el jardín donde se puedan llenar de agua si llueve.
• Si tiene un acuario, asegúrese de que su hijo no pueda alcanzarlo.
• Coloque una traba en la tapa del inodoro para evitar que el niño meta su cabeza dentro.
• El cubrir el jacuzzi no evita que el niño se deslice debajo de la cobertura y se ahogue. Desocúpelo totalmente después de usarlo.
• Si tiene un estanque en el jardín, asegúrese de colocar una reja alrededor.
• Considere tomar un curso de un curso de resucitación cardiopulmonar (CRP, por sus siglas en inglés). En caso de un accidente, antes de que llegue el personal de emergencia, todo minuto cuenta.

Fuentes:
• CPSC: http://www.cpsc.gov/Newsroom/Multimedia/?vid=65250 (7/16/2013)
• CTSC: http://www.cpsc.gov/PageFiles/117257/5013.pdf (7/16/2013)

Viajando con su pequeño en el auto

1 de mayo, 2013 por Catalina

Una de las épocas más felices de la familia es cuando van de vacaciones. Recuerde siempre que no importa lo corto que sea el viaje, la carretera o camino que usted use, o la velocidad a la cual conduzca, es importante que sus hijos viajen seguros.

• Los niños pequeños siempre deben viajar en el asiento infantil de seguridad para el auto. Muchos niños protestan, especialmente cuando se acercan al primer año de vida. Pero usted debe ser firme y no arrancar hasta que su hijo esté seguro en su asiento.
• Coloque el equipaje en una forma segura. Los artículos sueltos deben colocarse le en la cajuela para que no vuelen dentro del auto y golpeen al niño. También pueden distraer al conductor y ocasionar un choque.

A medida el niño crece se vuelve inquieto. Dele su juguete favorito para que lo lleve consigo. Para distraer a su hijo háblele y cántele. Cuando sea un poco mayor, pueden jugar a buscar ciertos objetos en el paisaje, como carros de cierto color. Esto además le ayuda a su hijo a desarrollar su lenguaje. Pero usted debe tener cuidado de nunca perder la concentración que necesita todo conductor.

Haga descansos en el camino cada par de horas. Además de permitirle a usted descansar, esto rompe la monotonía del viaje para sus pequeños. Recuerde: nunca deje a sus hijos solos en el auto, ni por un minuto.

¡Buen viaje!

Fuentes:

• CDC: http://wwwnc.cdc.gov/travel/yellowbook/2012/chapter-7-international-travel-infants-children/traveling-safely-with-infants-and-children.htm (3/29/13)
• Shelov, S. et al. (2001) El cuidado de su hijo pequeño. Academia Americana de Pediatría.

Alergias de primavera

24 de abril, 2013 por Catalina

¡Por fin ha llegado la primavera! Después de esos fríos meses de invierno, toda la familia esté ansiosa por pasar más tiempo fuera. Pero puede ser que usted o sus pequeños se vean afectados por el polen que sueltan los árboles, las flores, la maleza y el pasto. Estas alergias se conocen comúnmente como “fiebre del heno” y pueden durar hasta finales del otoño. La persona estornuda frecuentemente, tiene la nariz congestionada, y siente picazón en los ojos y la nariz.  

Cómo pueden usted y sus hijos protegerse:

• Permanecer en casa los días ventosos y secos.
• Al entrar de nuevo a casa, quitarse la ropa que usó afuera, darse una ducha y lavarse el cabello. 

Usted por su parte:

• Deje que otras personas trabajen en el jardín. Si es su pasatiempo favorito, protéjase con una máscara contra el polvo.
• No seque la ropa al afuera ya que el polen se pega a ésta.
• Mantenga las ventanas y puertas cerradas.
• Esté atenta a las noticias para saber si los niveles de polen son especialmente altos ese día.

Si está embarazada, puede hacer que esta alergia contribuya a la congestión nasal que es común durante el embarazo o que le produzca asma. Consulte con su doctor acerca de los medicamentos que puede tomar para aliviar esta condición. Puede que no todos sean seguros para su bebé, ni siquiera los que se compran sin receta médica o los que tomaba antes de concebir. Tampoco use productos naturistas a base de hierbas sin hablar primero con su doctor. Él puede enseñarle a descongestionarse la nariz con una solución salina. 

Si su niño sufre de asma, también es posible que sea alérgico al polen. Discuta con su pediatra cualquier pregunta al respecto. Él le ayudará controlar ambas condiciones en su pequeño.

Fuentes:

Viajando en avión con su pequeño

19 de abril, 2013 por Catalina

Si planea un viaje en avión con sus pequeños, conviene saber algunas cosas para estar preparada.  Todo niño que pueda caminar debe pasar por sí solo debajo de los detectores de metales. Estos detectores no emiten radiación. Las unidades de rayos X que examinan los maletines y otros objetos son sistemas cerrados y aislados de forma que ninguna radiación le llega a los pasajeros. Si su hijo tiene susto de pasar por debajo del detector, haga de esto un juego. Dígale a su hijo que usted pasa primero y luego lo espera del otro lado. Dígale también que sus juguetes y cobijas deben pasar bajo la máquina de rayos X pero que a los pocos minutos se los devolverán.

Aunque hay reglas acerca de la cantidad de líquidos y gels que usted puede llevar dentro del avión y cómo debe empacarlas, éstas no se aplican a sustancias que son medicamente necesarias. Ud. puede llevar la fórmula, o leche materna, y alimentos para el bebé en cantidades razonables para la duración del viaje en avión. El oficial de seguridad puede pedirle que abra los artículos para controlarlos.

La Administración Federal de Aviación (FFA, por sus siglas en inglés) sugiere encarecidamente que los padres coloquen a sus pequeños en un asiento de seguridad que cumpla los requisitos de gobierno. Éstos es mucho más seguro que tenerlo en sus brazos, especialmente si hay turbulencia inesperada, la cual puede ocurrir en cualquier momento. No todos los asientos de seguridad para el auto cumplen los requisitos para el avión. Verifique que el asiento tenga la aprobación del gobierno y se pueda usar tanto en el auto como el avión. Esta información está impresa en el asiento. Si éste no está aprobado para el avión, no lo podrá subir consigo al avión y se irá con el equipaje. Los niños entre 22 y 44 libras de peso pueden usar en el avión un arnés, llamado CARES, el único que ha sido aprobado por la FAA.

Acá hay otros consejos para hacer que el viaje de su pequeño sea seguro y agradable:

• Lleve suficientes alimentos para su bebé.
• Llévele juguetes para que se distraiga.
• Para evitar el dolor de oído, dele un chupete o un biberón, o amamántelo. 

Si tiene preguntas, llame a la aerolínea con suficiente anterioridad al viaje para ahorrarse sorpresas y complicaciones de último momento.

Fuentes:
• FAA:http://www.faa.gov/passengers/fly_children/#flyingTips (4/3/13)
• TSA:http://www.tsa.gov/traveler-information/traveling-children (4/3/13)

Infección por norovirus en los niños

27 de marzo, 2013 por Catalina

En estos días los Centros para la Prevención y Control de las Enfermedades, (por sus siglas en inglés) han dicho que las infecciones por norovirus han sobrepasado el rotavirus como principal causa de gastroenteritis (inflamación intestinal aguda) en los niños menores de 5 años. Cerca de 1 millón de pequeños visitan anualmente al doctor a causa de esta infección. Esta cifra es casi el doble de las visitas provocadas por el rotavirus, cuyos casos ha disminuido considerablemente gracias a la vacuna.

Los síntomas de esta infección son vómitos y diarrea fuertes, los cuales pueden producir una deshidratación severa. Otro síntoma son fuertes cólicos estomacales. La mayoría de las infecciones con norovirus ocurre en niños entre 6 a 18 meses de edad. Es más probable que estos pequeños tengan que ser hospitalizados en comparación con niños mayores.

El norovirus es altamente contagioso. Anualmente más de 21 millones de persona en los Estados Unidos adquieren esta infección. Se transmite por el contacto con una persona enferma, a través del agua o alimentos contaminados o inclusive por tocar superficies en las cuales está el virus. Una persona infectada puede seguir infectando a otras aun después de  que se ha recuperado de los síntomas. Como lo explica un epidemiólogo del CDC, se necesitan entre 100 a 1000 partículas del virus de la influenza para infectar una persona. Pero sólo 18 partículas del norovirus pueden producir una infección. Los niños pequeños son especialmente vulnerables a una infección. 

Ya que no existe una vacuna contra esta infección, la mejor protección es la higiene:

• Lavarse las manos con frecuencia, particularmente después de ir al baño o cambiar pañales: cuidar a una persona enferma; y antes de comer y preparar los alimentos.
• No preparar los alimentos para su familia si está enferma.
• Limpiar y desinfectar con frecuencia las superficies que tocan los niños.  

Este enlace le da más consejos sobre cómo protegerse a sí misma, a su familia y a sus hijos de una infección:

http://www.cdc.gov/spanish/especialesCDC/Norovirus/

Peligro por los muebles que caen sobre los pequeños

4 de febrero, 2013 por Catalina

La Comisión de Seguridad de Productos del Consumidor de Estados Unidos (CPSC, por sus siglas en inglés), advierte que cada dos semanas un niño muere cuando un mueble o un artículo electrodoméstico se le cae encima. Otros niños han sufrido heridas de gravedad. Periódicamente la CPSC retira del mercado un mueble, como una cómoda para guardar la ropa del pequeño, por este motivo. Los niños a veces abren los cajones para jugar o para alcanzar algún objeto. A veces al correr se tropiezan sobre un mueble sobre el cual hay un objeto pesado y éste les cae encima. 

Para evitar estas tragedias, siga estos consejos:

• Compre en la ferretería piezas que le permitan anclar los muebles pesados, como los libreros y estantes, firmemente a la pared.
• Al comprar una cómoda para la ropa de su niño, verifique si el fabricante ofrece las piezas para anclar el mueble. Si compró el mueble ya hace un tiempo, llame al fabricante. Algunos están enviando estas piezas a los consumidores. De lo contrario visite su ferretería.   
• Coloque todos los televisores en un mueble bajito y sólido, lo cual evita que se voltee. La televisión debe estar colocada lo más atrás posible. De ser posible, ancle la televisión a la pared.
• Ancle la pantalla de su computador también a la pared. 
• No coloque objetos pesados, como floreros, sobre muebles contra los cuales sus niños puedan tropezarse o en los cuales puedan subirse abriendo los cajones.

Este video le explica más sobre el tema.

http://www.youtube.com/watch?v=2_PxK4roUig

Pijamas seguros para sus pequeños

22 de enero, 2013 por Catalina

Periódicamente la Comisión de Seguridad de Productos del Consumidor de Estados Unidos (CPSC, sus siglas en inglés), anuncia el retiro de pijamas para bebés porque no cumplen los requisitos para evitar que la prenda accidentalmente se prenda y queme al bebé. Hay dos formas como los fabricantes cumplen estos requisitos: el diseño del pijama y el añadirle al material una sustancia anti inflamable, que la hace resistente al fuego. La principal causa de retiro de los pijamas es que no se ajusten al cuerpo del niño.

Tenga en mente lo siguiente cuando compre un pijama para su bebé:

• Para evitar que al moverse el niño accidentalmente el pijama entre en contacto con una candela, el pijama debe ajustarse se bien al cuerpo, en especial las mangas y las piernas. En los Estados Unidos, por ley esto se aplica a las prendas para los niños entre 9 meses y 14 años. Los bebés menores no se mueven tanto como para que esto ocurra.
• Si el material no ha sido tratado con una sustancia anti inflamable, esta información debe estar en la etiqueta de la prenda. Aun así el pijama debe ajustarse al cuerpo del bebé. No debe tener decoraciones, cintas o encajes que se extiendan más de ¼ de pulgada (0.6 cm). 
• Si la prenda ha sido tratada con una sustancia anti inflamable, debe tener instrucciones sobre cómo lavarla, para evitar que esta sustancia se deteriore.
• Lea cuidadosamente la etiqueta del pijama para que corresponda a la edad o tamaño de su niño.

Algunos padres se preocupan de que las sustancias anti inflamables puedan ser tóxicas y afectar la salud del bebé. En este caso, pueden comprar pijamas de algodón u otra fibra natural que no haya sido tratada. 

Para proteger a sus niños de fuegos accidentales, recuerde:

• Nunca deje que los niños mayorcitos jueguen con fósforos, velas o encendedores.
• Tenga cuidado con las velas que prende en su casa. Nunca las deje al alcance de los niños y apáguelas al salir del cuarto.
• No permite que nadie fume en su casa. Además de proteger la salud de toda la familia, esto evita que alguien deje accidentalmente un cigarrillo prendido.
• Instale detectores de humo y verifique periódicamente que las pilas estén funcionando.

Si su niño se enferma de gripe

15 de enero, 2013 por Catalina

Desafortunadamente ha habido un incremento en los casos de gripe (influenza) en los Estados Unidos en estos últimos meses. Casi 20 niños han fallecido. Como explica el Sistema de Salud de la Universidad de Loyola, (LUHS, por sus siglas en inglés) los pequeños son los que más sufren si se contagian ya que no pueden tomar medicamentos de venta libre para aliviar los síntomas. Estos remedios para el resfriado y la tos pueden tener serias consecuencias, incluyendo taquicardia (ritmo cardiaco acelerado) y convulsiones. Los niños menores de 4 años nunca deben usar estos medicamentos; y si el niño es menor de 6, debe sólo hacerlo bajo la supervisión de su pediatra.

Lo mejor que un padre puede hacer para proteger a su niño es asegurarse que el pequeño y toda la familia reciban la vacuna contra la influenza. Pero si el niño se contagia de gripe, hay ciertas cosas que un padre puede hacer para aliviar el malestar. Éstas son las recomendaciones del LUHS:

• Si el bebé tiene entre 3 a 12 meses dele líquidos tibios como agua, jugo de manzana o una solución oral con electrolitos. 
• Una cucharada de miel puede aliviar la tos en un niño mayor de un año. Recuerde: nunca le dé miel a un bebé menor de un año.
• Coloque en el cuarto de niño un humidificador tibio. También puede cerrar la puerta del baño, abrir la ducha y sentarse con el bebé en el baño, para que él respire el vapor del agua caliente.

Además de la vacuna, LUHS también recomienda lo siguiente:

• Lávese las manos muy bien usando jabón, agua. No se olvide de limpiarse bajo los anillos, entre los dedos y debajo de las uñas. Haga esto por 20 segundos. Séquese las manos con una toalla limpia o agitando las manos en el aire.
• Si no hay agua y jabón disponibles, use un desinfectante de manos a base de alcohol (al menos 60%) y fróteselo bien en las manos. Pero estos productos no remplazan un buen lavado de manos.
• Siempre tosa en un pañuelito. Si no tiene uno a la mano, doble el brazo y tosa en el codo. Esto evita que los gérmenes se propaguen. Enséñeles a sus hijos mayorcitos a hacer esto, diciéndoles que  jueguen al elefante y pongan su brazo como la trompa de un elefante, sobre la nariz y la boca. 

Recuerde que los antibióticos no sirven para tratar enfermedades causadas por un virus, como es el caso de la gripe. Si sospecha que su niño tiene gripe, llame a su pediatra, quien puede recomendarle algunos medicamentos seguros para aliviar los síntomas.

Plomo: segunda parte

7 de diciembre, 2012 por Catalina

En otra entrada hablamos de la presencia del plomo en la pintura y del riesgo de este metal para sus niños. Pero el plomo también se puede encontrar en otras partes:

Agua potable. Algunas tuberías contienen plomo. Esto es más probable, en las viviendas viejas pero también ocurre en algunas más recientes. Deje correr el agua del grifo durante un minuto antes de beberla o de cocinar con ella. Use sólo agua fría para tomar, cocinar o preparar la fórmula del bebé.

Polvo casero. Éste es la principal fuente de plomo. Lave frecuentemente los pisos, porches, ventanas, descansos de las ventanas y otras superficies planas.

Juguetes y joyas de juguete. Es posible que los juguetes fabricados antiguamente o en otros países contengan plomo. Su niño se ve expuesto si se lleva estos juguetes (o los dedos que tocaron los juguetes) a la boca. Si cree que un juguete tiene plomo, bótelo a la basura. Lea las etiquetas de los juegos de pinturas y artículos de arte para niños para verificar que no contengan plomo.

Platos y artesianas importadas. En muchos países fabrican piezas de cerámica vidriada con productos que contienen plomo. Aún en las vajillas y piezas de cerámica que se califican como “seguras”, cuando se pela la capa protectora del vidriado su familia se ve expuesta al plomo.

Implementos para cocina. No use implementos para cocinar, servir o guardar los alimentos a nos ser que sepa que no contienen plomo.

Comidas enlatadas que vienen de otros países. Evite darle a su familia estos productos.

Otras formas de proteger a su pequeño:
• Lave frecuentemente las manos y los juguetes de sus niños.
• Asegúrese de que usted y sus hijos se laven las manos antes de comer.
• Consulte el sitio web de la Comisión de Seguridad de los Productos del Consumidor (CPSC) para averiguar si se han retirado del mercado ciertos juguetes por tener plomo. O bien llame al (800) 638-2772.

Si Ud. cree que su hijo ha ingerido plomo, consulte al pediatra. Una prueba de sangre puede determinar si tiene niveles tóxicos de plomo en su organismo.

Fuentes:
• CDC: http://www.atsdr.cdc.gov/es/csem/plomo/es_pb-fuente.html (7/25/2012)
• CDC: http://www.cdc.gov/nceh/lead/tips.htm (7/25/2012)
• CDC: http://www.cdc.gov/spanish/especialesCDC/PeligrosPlomo (7/25/2012)

 

Plomo: primera parte

5 de diciembre, 2012 por Catalina

El plomo es un metal que representa un peligro para la salud de los niños. Puede afectar seriamente el cerebro y causar problemas de aprendizaje, comportamiento, pérdida de la audición y anemia, entre otros.

Una de las principales fuentes de plomo en el medio ambiente es la pintura. En 1978 se prohibió la pintura a base de plomo, pero ésta se encuentra en casas construidas antes de esta fecha. Cuando la pintura se deteriora y descascara, puede soltar plomo en el medio ambiente. Hay formas de protegerse.

• Comuníquese con del departamento local de salud acerca de examinar la pintura y polvo en su vivienda, ya sea propia o arrendada. Contrate trabajadores entrenados para trabajar remover esta pintura. Si su vivienda no es propia, el dueño es responsable de realizar las reparaciones sin riesgo alguno para Ud. o su familia.
• Asegúrese de que su hijo también esté protegido cuando acuda a otras casas viejas, como la de los abuelos o la persona que lo cuida durante el día.
• No permita que sus hijos entren en las áreas donde se está removiendo la pintura. Las reparaciones (como el lijado o raspado de pintura) pueden causar el polvo con plomo. Cierre las puertas a estos cuartos.
• Si se hace un trabajo de renovación extenso, es posible que Ud., en caso de estar embarazada, y sus hijos deban mudarse mientras tanto. No viva en esa casa hasta que otras personas la hayan limpiado totalmente después de concluidas las labores.
• Tenga cuidado con ciertos productos o medicamentos fabricados en el exterior, ya que pueden contener plomo. No consuma ningún producto sin hablar con su doctor.
• Algunos muebles viejos pueden haber sido pintados con pinturas a base de plomo. Al envejecerse, a pintura puede descascararse. Los niños pequeños pueden llevarse estos pedazos de pintura a la boca. Limpie estos muebles frecuentemente con agua.
• Si alguien en su casa trabaja en labores que lo puedan exponer a pintura con plomo, antes de entrar a su casa debe  quitarse los zapatos y cambiarse de ropa. Ésta se debe lavar cuidadosamente.

Si Ud. cree que su hijo ha ingerido plomo, consulte a su pediatra. Una prueba de sangre puede determinar si tiene niveles tóxicos de plomo en su organismo.

Para más información:
• Departamento de Vivienda y Desarrollo Urbano (HUD)
• Centro Nacional de Información sobre el Plomo: (800) 424-5323

En otra entrada hablamos sobre otras fuentes de plomo en el medio ambiente.

Fuente:
CDC:http://www.cdc.gov/nceh/lead/tips.htm (7/24/2012)