Qué puede hacer para aliviar el dolor de espalda en el embarazo

El dolor de espalda es común durante el embarazo, pero hay cosas que usted puede hacer para aliviarlo.

El dolor de espalda es uno de los problemas más comunes de las mujeres embarazadas. Usted puede sentir este dolor en la cintura, en la zona de la pelvis o en el área de los glúteos. Recuerde que está cargando peso extra, especialmente hacia finales del embarazo. Este peso ejerce presión sobre los músculos que le dan apoyo a la columna vertebral.

Hay varias cosas que puede hacer para aliviar esta molestia:

  • Preste atención a su postura. Mantenga la espalda recta y las caderas hacia adelante.
  • Use zapatos de tacón bajo y con un apoyo en el arco del pie.
  • Evite levantar objetos pesados. Separe una carga grande en varias pequeñas.
  • Al levantar un objeto del piso, flexione las rodillas y mantenga la espalda recta. No se doble desde la cintura.
  • Evite pasar mucho tiempo de pie. Si tiene que estar parada durante un tiempo largo, descanse un pie sobre un banquito o caja.
  • Siéntese en sillas que tengan buen apoyo para la espalda. Coloque una almohada pequeña detrás de la cintura.
  • Duerma en un colchón firme. Duerma de costado. Coloque una almohada entre las piernas, lo cual ayuda a mantener recta la columna vertebral y a poyar la espalda.
  • Use pantalones para embarazadas, que tienen una banda que apoya la panza. Puede también usar una faja especial de apoyo abdominal que se compran en tiendas para mujeres embarazadas.
  • Use una almohadilla térmica en la temperatura más baja, una botella de agua tibia o una compresa fría.
  • Frótese el área adolorida o pídale a su pareja que la masajee. Considere darse un masaje especialmente diseñado para mujeres embarazadas.

Hay ciertos ejercicios que ayudan a fortalecer los músculos de la espalda. Además de aliviar el dolor de espalda, fortalecen los músculos abdominales en preparación para el parto. Antes de hacer estos ejercicios hable con su profesional de la salud.

No consuma medicamentos para el dolor de espalda sin la aprobación de su profesional. Pueden no ser seguros para su bebé.  Si el dolor es fuerte o agudo póngase en contacto con su profesional. Puede ser signo de una infección o de otra complicación, especialmente si viene acompañado de fiebre, flujo u otros síntomas.

 

 

COMMENTS