¿Puede visitar a su dentista durante el embarazo?

28 de octubre, 2016 por Azalia

Pregnant woman looking out the window

Sí, usted puede y debe ir al dentista mientras está embarazada. Según datos recientes, más de la mitad de las mujeres embarazadas no visitan a su dentista. Todavía se tiene la creencia errónea que no es seguro ir al dentista en el embarazo. Esto no es cierto. Un buen cuidado dental reduce la cantidad de bacterias que pueden pasar de la madre al bebé durante el nacimiento. Visitar a su dentista, antes y durante el embarazo, contribuye a tener un embarazo sano y un bebé sano.

Algunos estudios demuestran una relación entre la periodontitis (enfermedad de las encías), el nacimiento prematuro y el bajo peso al nacer. Usted puede prevenir la periodontitis manteniendo un cuidado dental adecuado. Esto incluye cepillarse los dientes después de cada comida, usar hilo o seda dental a diario, usar enjuague bucal y visitar regularmente al dentista. Cuidar bien de sus encías y dientes durante el embarazo puede ayudarla a usted y a su bebé a mantenerse sanos.

Si usted está embarazada o planifica quedar embarazada vaya al dentista, especialmente si ha no lo ha hecho en el último año. En la visita dental notifique si está embarazada y también dígale que medicamentos toma, ya sean recetados o de venta libre. Su dentista puede revisar sus encías y dientes para detectar posibles problemas y así poder atenderlos a tiempo. También es importante que le hagan una limpieza dental, de esta forma se remueven residuos en sus dientes que normalmente no salen con el cepillado y uso de hilo dental en casa.

Si se identifican problemas dentales, su dentista puede recomendar el tratamiento durante el embarazo o después del parto. Según lo establece la Asociación Americana de Obstetras y Ginecólogos (ACOG, por sus siglas en inglés), arreglar caries dentales y hacer radiografías dentales se consideran seguras durante el embarazo. Las radiografías ayudan a identificar caries y otros problemas dentales. Las radiografías dentales usan una cantidad muy pequeña de radiación. Asegúrese de que su profesional la proteja con un delantal y protector de cuello de plomo. Eso ayuda a mantener su cuerpo y su bebé seguros.

Deje un comentario