Con una buena higiene, las infecciones se previenen

5 de enero, 2018 por Azalia

Una de las mejores maneras de protegerse a usted y a su bebé de infecciones que pueden ocurrir en el embarazo es observando buenas prácticas de higiene. Un buen lavado de manos, mantener prácticas de seguridad alimentaria y seguir una buena higiene personal y al cuidar sus mascotas, son excelentes formas de protegerse.

Lavado de manos

Un buen lavado de manos requiere de varios pasos. Pero si lo hace correctamente puede eliminar casi el 100% de los gérmenes. Primeramente moje sus manos con agua y suficiente jabón. Frote bien sus manos, hasta que haga espuma. Enjabone bien todas las partes, entre los dedos, debajo de las uñas, etc. Ahora restriegue por al menos por 20 segundos. Enjuague bien debajo del grifo con agua tibia. Seque bien sus manos y use un pedazo de papel para cerrar el grifo.

Siempre lave sus manos bien antes de comer, antes, mientras y después de preparar alimentos, luego de usar el excusado, de cambiar un pañal o tocar cualquier objeto que puede estar sucio o que todos tocan (perilla de puertas, pasamanos, bote de basura, etc.) También toda persona que debe lavar sus manos luego de toser, estornudar o tocarse la nariz, ojos o boca. No olvide, luego de estar en contacto con mascotas, sus juguetes o sus excrementos, después de visitar o estar en contacto con alguien que está enfermo.

Si no tiene agua y jabón disponible use un limpiador de manos a base de alcohol de una concentración de al menos 60% alcohol. Aunque este no es tan efectivo como el lavado con agua y jabón, puede ser un sustituto si no hay agua y jabón disponible.

Higiene de alimentos

Evite comer carnes crudas o a medio cocer. Use un termómetro para verificar que la temperatura llega al punto seguro para comer. No coma pescado crudo, como en sushi o en ceviche. Consuma leche, quesos y sus derivados pasteurizados. Los fiambre y las carnes frías pueden estar contaminadas con listeria, si las va a comer las debe calentar hasta que salga vapor de ellas.

Al cocina y manejar alimentos separe los utensilios que han estado en contacto con aves y carnes crudas, lávelos con agua y jabón antes de ponerlos en contacto con alimentos que no se van a cocinar, por ejemplo ensaladas o verduras. Lave bien las frutas y verduras antes de consumirlas, especialmente si las va a comer crudas. Mantenga los alimentos calientes, calientes y los fríos, fríos. Evite tomar agua que podría estar contaminada.

Higiene personal y con sus mascotas

No comparta comida, cepillo de dientes, toallas, vasos ni utensilios con niños pequeños. Estas precauciones la protegen del citomegalovirus, un virus común en los niños (en la saliva y la orina) y aunque no es peligroso para los niños, es muy peligroso para el feto. Evite cambiar la caja de gato, pero si lo tiene que hacer asegúrese que usa guantes y que lava muy bien sus manos luego de hacerlo. También debe usar guantes al hacer trabajos en el jardín y debe lavar muy bien sus manos al terminar.

Al seguir estas guías usted protege a su bebé de infecciones serias como la toxoplasmosis y el citomegalovirus, entre otras que pueden causar defectos del nacimiento.

Deje un comentario