Cuello uterino corto y el cerclaje

20 de Mayo, 2013 por Azalia

El cerclaje es un procedimiento en el cual el doctor cierra el cuello uterino (cérvix) para evitar que se abra antes de tiempo y el bebé nazca prematuro. Su doctor le puede recomendar este procedimiento en los siguientes casos:

  • Usted ha tenido 3 o más pérdidas o partos prematuros en el segundo trimestre sin causa aparente.
  • Su cuello uterino es demasiado corto.

El Centro Médico de la Universidad de Chicago explica cuáles tipos de cerclaje hay.

Cerclaje transvaginal:

  • Alrededor de la semanas 12 a 16, el doctor cierra el cérvix con una puntada que coloca a través de la vagina. En algunos casos el doctor puede decidir hacer un cerclaje de emergencia si el cuello uterino comienza dilatarse antes de la semana 24 de embarazo.
  • El doctor remueve la puntada alrededor de la semana 37 para que el bebé nazca por vía vaginal.
  • Este cerclaje no siempre logra evitar que el bebé nazca prematuro; pero en un 85% de los casos el bebé llega a término.

Cerclaje transabdominal:

  • El doctor hace una incisión en la parte baja del abdomen. Coloca una banda sintética en la parte superior del cuello uterino para cerrarlo. Para evitarle riesgos al bebé, se hace un poco más temprano que el cerclaje transvaginal.
  • Esta banda permanece en el cérvix y no es necesario hacer el cerclaje en cada embarazo. Inclusive se puede hacer antes de concebir para evitar cualquier riesgo al bebé. Pero este tipo de cerclaje puede afectar la fertilidad.
  • Puede ser el tipo de cerclaje indicado si la mujer ha tenido pérdidas a causa de malformaciones uterinas, su cuello uterino es demasiado corto o tiene laceraciones o cicatrizaciones.
  • El bebé debe nacer por medio de una cesárea.

Como lo explica la Clínica Mayo, a veces el doctor recomienda que no se haga un cerclaje por los siguientes motivos:

Los riesgos de un cerclaje incluyen, entre otros, una infección, laceración de la cérvix o ruptura uterina, o infección o ruptura de las membranas. Si usted comienza a gotear líquido amniótico, llame a su doctor de inmediato.

Tal vez sienta contracciones uterinas, sangrado vaginal y dolor al orinar durante unos cuantos días. Pregúntele a su doctor qué cuidados debe tener y por cuánto tiempo. Según sus factores de riesgo, puede ser necesario evitar las relaciones. Posiblemente su doctor desee hacerle un control semana o cada dos semanas, hasta que tenga a su bebé.

Deje un comentario