Zika Care Connect puede ayudarle a encontrar un profesional de la salud

21 de julio, 2017 por Azalia

Zika care connect

¿Cree que su bebé pudo haber sido afectado por el Zika? ¿Se siente perdida y no sabe qué hace o a que médico acudir?

Zika Care Connect (ZCC) es un sitio web que ha sido creado para ayudar a las familias afectadas por el virus del Zika. En este lugar usted puede encontrar información y profesionales de atención médica especializados que han aceptado ofrecer su ayuda a las familias afectadas por el Zika. Cuando un bebé es afectado por el Zika hay un sinnúmero de especialistas que deben evaluarlo. Puede ser difícil manejar estos servicios y entender la función de cada uno de ellos. Visite Zika Care Connect y reciba el apoyo que busca.

Profesionales de la salud especializados

Usted puede encontrar un profesional de la salud. Los especialistas que se inscribieron en este servicio han indicados que se van a mantener al día con la información y directrices más recientes sobre el manejo del Zika. Aquí puede encontrar las siguientes especialidades:

  • Medicina materno-fetal: médico especialista en embarazos complicados o de alto riesgo.
  • Neurología pediátrica: médico que atiende a los niños con problemas de salud en el cerebro, la médula espinal, los nervios y los músculos.
  • Oftalmología pediátrica: médico que atiende a los niños con problemas oculares, como problemas con el desarrollo visual.
  • Radiología pediátrica: médico que se especializa en hacer exámenes de diagnóstico por imágenes, por ejemplo: ecografías o resonancias magnéticas en niños o bebés.
  • Audiología: especialista en evaluar la audición y determinar los tipos de pérdida auditiva.
  • Especialista de la salud mental: profesional que ofrece orientación psicológica o psicoterapia para ayudar a las personas a lidiar con una variedad de problemas de salud mental y de la vida cotidiana.
  • Coordinación de atención: profesional que le ayuda a coordinar a todos los diferentes.

Información útil y contestación a sus preguntas

  • Preguntas frecuentes: si tiene preguntas acerca de Zika Care Connect o preguntas sobre el zika en general, aquí se brindan respuestas. También puede escribir a preguntas@nacersano.org o dejar un comentario en esta página.
  • Recursos útiles de información sobre el zika y una lista de sitios web que ofrecen información confiable acerca del virus del zika.
  • Línea de ayuda: Puede llamar al 1-844-677-0447 de lunes a viernes entre las 9 am y 5 pm (hora del Este de los EE.UU.) Un miembro del equipo de ZCC le contestará. Pida recibir servicios en español, ellos ofrecen traductores.

Otros recursos:

Consejos para dormir mejor durante el embarazo

20 de julio, 2017 por Juviza

Pregnant woman resting on her left side

“¡Duerme y descansa ahora, porque cuando nazca el bebé no vas a dormir para nada!”.

Toda mujer embarazada probablemente ha escuchado este consejo, pero la realidad es que conciliar el sueño y sentir que ha dormido lo suficiente no siempre es algo fácil para una embarazada. La dificultad en dormir es una de las molestias más comunes durante el embarazo.

Los cambios físicos y hormonales que ocurren durante el embarazo son bastantes. Éstos causan muchos de los malestares del embarazo, como náuseas, vómitos, y acidez, que sin duda pueden afectarle a la hora de dormir. Por igual, a medida que progresa el embarazo nuevos malestares aparecen (como dolor de espalda u orinar con frecuencia) que también interrumpen el sueño. Hasta podría sentir insomnio.

Si usted está teniendo problemas para dormir, lea los siguientes consejos:

  • Al menos que su profesional de la salud le haya dicho lo contrario, haga un poco de ejercicio diariamente. Hacerlo puede ayudar aliviar los malestares como dolor de espalda y puede ayudarle si siente estrés (una causa común del insomnio).
  • Si sufre de acidez, coma su última comida varias horas antes de acostarse.
  • Para reducir el número de veces que se levanta a orinar, evite tomar líquidos 3 horas antes de acostarse.
  • Tome un baño o ducha tibia antes de acostarse. Esto puede ayudarle a sentirse más relajada.
  • Acuéstese cuando esté cansada. No vea televisión ni use dispositivos electrónicos (como su teléfono móvil) en la cama. La luz de las pantallas puede afectar su sueño.
  • Trate de dormir de lado izquierdo. Dormir de esta forma puede ayudarle aliviar el dolor de espalda y otros malestares.

Recuerde, nunca tome medicamentos para dormir o productos a base de hierbas. Si tiene mucha dificultad en dormir bien, hable con su profesional de la salud.

La fiebre y su bebé: preguntas frecuentes

17 de julio, 2017 por Azalia

sifilis

La fiebre es un síntoma que causa preocupación, especialmente si le ocurre a su bebé. La fiebre en sí no es una enfermedad sino una señal de alerta que se produce  cuando el cuerpo está combatiendo una infección. Pero no debe ser motivo de alarma, sino es una señal de alerta. Tampoco quiere decir que debe ir inmediatamente a la sala de urgencia o al pediatra. Sin embargo, es importante conocer ciertos aspectos básicos para que se sienta con más seguridad de que está haciendo lo correcto.

¿Qué temperatura se considera fiebre?

  • Temperatura rectal mayor de 4 grados F (38 grados C)
  • Temperatura en la boca es mayor de 99 grados F (37.2 grados C).

¿Es necesario usar un termómetro o con solo tocar al bebé es suficiente?

Sentir la piel del bebé no es suficiente para saber si tiene o no fiebre. Lo mejor es que siempre use un termómetro. Se recomienda tomarle la temperatura a su bebé si además de entirse caliente también muestra señales de enfermedad. Usar un termómetro rectal, es la forma más adecuada y precisa de tomarle la temperatura a su bebé.

¿Tengo que ir al hospital o a ver al pediatra si mi bebé tiene fiebre?

Llame al pediatra o vaya al hospital si su bebé tiene fiebre y además suceden cualquiera de los siguientes:

  • La fiebre sube sobre los 104 grados F (40 grados C)
  • Su bebé tiene menos de 3 meses y tiene una temperatura mayor de 100.4 grados F (38 grados C)
  • Su bebé muestra señales de deshidratación como: boca reseca, casi no hace pipi, no está consumiendo líquidos, se le ve la mollera hundida
  • Tiene otros síntomas, como: tiene el cuello rígido, sarpullido inexplicable, o diarrea o vómito constante
  • Ocurre una convulsión 

¿Puedo darle baños de alcohol a mi bebé o usar bolsas de hielo?

Las prácticas para reducir la fiebre de poner bolsas de hielo o hacer baños de alcohol ya no son recomendadas. De hecho se cree que pudieran provocar efectos adversos en su bebé, es mejor que no lo haga.

¿Tengo que usar una medicina para bajarle la fiebre a mi bebé?

No es necesario medicar siempre que hay fiebre, se debe hacer solo cuando su niño está muy incómodo. Por ejemplo, si su niño no desea comer, no puede dormir o le cambia su comportamiento. Esto es más importante que mantener la temperatura corporal normal. Si tiene preguntas, comuníquese con su doctor para que le diga qué debe hacer, especialmente si su hijo tiene menos de 2 años.

El cuidado prenatal es clave para un embarazo y bebé sano

14 de julio, 2017 por Azalia

cuidado prenatal

Todo bebé se merece la oportunidad de tener un comienzo sano. Este empieza desde el vientre materno. Para ayudar a lograr esto, los expertos en salud materno-infantil están de acuerdo que toda mujer embarazada necesita recibir cuidado prenatal adecuado y temprano.

Actualmente, en los EE.UU. se están proponiendo cambios que buscan reemplazar La Ley de Cuidados de Salud Asequible y esto pone a riesgo el acceso a servicios de salud de muchas mujeres embarazadas. Y, con el aumento reciente en el índice de nacimiento prematuros , acceso al cuidado prenatal es de gran importancia. En March of Dimes trabajamos cada día para ayudar a las mamás a tener embarazos a término completo y bebés sanos. Según dice la presidenta de March of Dimes, Stacey D. Stewart ,“toda madre necesita recibir atención médica durante todo el embarazo para ayudar a evitar el parto prematuro y complicaciones del parto, con el objetivo de que cada bebé nazca sano.”

Cuando una mujer recibe cuidado prenatal se pueden identificar a tiempo problemas en el embarazo y riesgos para su bebé. Los chequeos prenatales incluyen:

Verificar el aumento de peso. Aumentar demasiado peso puede hacer que la mujer tenga más riesgo de tener un bebé prematuro, un bebé demasiado grande (macrosomia), necesitar una cesárea, tener sangrado intenso y otras complicaciones luego del parto.
Revisar la presión arterial. Cuando la presión arterial aumenta la mujer no se da cuenta, por ello las revisiones periódicas ayudan a detectar si hay problemas de alta presión. Además, la alta presión arterial es un factor de riesgo para la preeclampsia, una condición muy seria y responsable de muchos partos y nacimientos prematuros cada año. La preeclampsia puede afectar los órganos del cuerpo de la mujer y hasta pudiera ser mortal.
Controlar condiciones médicas de salud que pueda tener. Algunas condiciones comunes en el embarazo son la diabetes, anemia, infecciones, complicaciones de la placenta, entre otras. Con los controles adecuados se puede ayudar a evitar que estas complicaciones causen problemas a la mujer o a su bebé.
Verificar que el crecimiento y desarrollo de su bebé sea adecuado. A través de pruebas prenatales, como ultrasonidos, pruebas de detección del primer trimestre, análisis triple o cuádruple y otros controles se puede corroborar que el bebé se está desarrollando adecuadamente.
Verificar que sus vacunas estén al día y que los medicamentos que usa sean compatibles con el embarazo. Las mujeres embarazadas deben recibir la vacuna Tdap y la vacuna contra la influenza. El profesional de la salud debe evaluar que los medicamentos que recibe en el embarazo sean seguros para la mujer y su bebé.
Tener la oportunidad de hacer preguntas sobre su embarazo y resolver inquietudes. Esto le ayuda a la mujer a disminuir la ansiedad y asegurarse que hace todo lo posible porque su bebé y embarazo sean sanos. La mujer además debe hablar sobre su historial de salud, incluyendo si ha tenido un parto prematuro en el pasado. El profesional de la salud puede ayudar a identificar si hay formas de ayudar a prevenir que la mujer tenga otro parto prematuro.

Recuerde, vaya a todas sus visitas de cuidado prenatal aunque se sienta bien.

Si tiene preguntas, déjenos un comentario o envíelas a preguntas@nacersano.org

Mitos y la infertilidad

12 de julio, 2017 por Juviza

pregnancy-loss

Como educadoras de salud recibimos preguntas todas las semanas de parejas que expresan inquietud porque no han podido tener un bebé. La realidad es que lidiar con problemas de fertilidad puede causar mucho estrés y ansiedad. Aunque hay mucha información disponible en el internet sobre la infertilidad, puede ser muy difícil distinguir lo que es un mito y lo que es un hecho.

Si usted y su pareja se encuentran en esta situación, estos puntos podrían orientarlos y serles muy útiles:

Mito #1: Los anticonceptivos causan infertilidad.

Según la información disponible, los anticonceptivos no causan problemas con la fertilidad. Algunas mujeres se embarazan luego después de haber dejado de usar anticonceptivos, pero otras tratan por más tiempo. Mucho depende del tipo de anticonceptivo que usaba.

Mito #2: La infertilidad solo afecta a las mujeres.

Tanto el hombre como la mujer pueden tener problemas con la infertilidad. Según el Colegio Americano de Obstetras y Ginecólogos (ACOG, por sus siglas en inglés), en más o menos una tercera parte del  tiempo, el problema de fertilidad viene del hombre.

Mito #3: Los problemas de fertilidad solamente afectan a mujeres mayores de 35 años.

Aunque la fertilidad en las mujeres disminuye con la edad, la infertilidad no solamente afecta a las mujeres mayores de 35 años. Los problemas de fertilidad pueden ocurrirle a cualquier persona.

Mito #4: Toda pareja con problema de fertilidad puede lograr un embarazo a través de un tratamiento de fertilidad.

La buena noticia es que en la mayoría de casos el problema se puede tratar y un embarazo es posible. Pero no siempre es el caso para toda pareja. Hay varios tipos distintos de tratamientos para la fertilidad. Usted, su pareja, y su profesional de la salud pueden decidir qué tratamiento le brinda la mejor oportunidad de quedar embarazada y tener un embarazo saludable.

Muchas parejas sienten vergüenza, o piensan estar solos en todo esto. La infertilidad no es algo raro. No teman en buscar la ayuda necesaria. Discutan sus preocupaciones con su profesional de la salud y no duden en hacer todas las preguntas que tengan.